Autorretrato con sombrero de fieltro

París, verano de 1887

óleo sobre cartón, 19,0 x 14,1 cm

Museo Van Gogh, Amsterdam

La gente dice, y estoy bastante dispuesto a creerlo, que es difícil conocerse a uno mismo, pero tampoco es fácil pintarse a uno mismo“, escribió una vez Van Gogh a su hermano Theo. Se presenta en este autorretrato como un burgués respetable, ataviado con un elegante traje y sombrero de fieltro.